La guerra es una postura mental

En ciertos casos, puedes necesitar defenderte o defender a alguien para que otro no os haga daño, pero procura no asumir la misión de <erradicar el mal>, porque lo más probable es que te conviertas en la misma cosa que estás combatiendo.

Combatir la inconsciencia te arrastrará a la inconsciencia. No se puede derrotar a la inconsciencia, a la conducta egóica disfuncional, atacándola. Aunque derrotes a tu adversario, la inconsciencia simplemente habrá pasado a ti, o el adversario reaparecerá bajo un nuevo disfraz.

Reforzamos lo que combatimos, y aquello a lo que nos oponemos persiste.

Eckhart Tolle – Un mundo nuevo ahora

Si deseas enfrentarte y vencer las resistencias que te están impidiendo colocar el amor en el centro de tu Vida, y poner todo tu Ser a trabajar a favor de tí y de tus sueños, podemos ayudarte. Hoy es un día perfecto para empezar. Te acompañamos en ese camino apasionante.

La guerra es una postura mental